El  gobernador Josué Alirio Barrera Rodríguez se ha apersonado de la situación epidemiológica del Departamento por el incremento de casos de Infección Respiratoria Aguda y de dengue, como resultado de la temporada de lluvias que afronta el país.

El mandatario  realizó  un recorrido por el Hospital Regional dela Orinoquía, donde evidenció que se activaron los protocolos de bio seguridad para proteger al personal sanitario y a la comunidad en general.

El Gobernador envió un parte de tranquilidad a la comunidad, señalando que la situación está controlada. Asimismo, reiteró el llamado a la población a adoptar medidas de autocuidado, para prevenir la transmisión de estas enfermedades, e invitó a no automedicarse y a acudir de inmediato al médico, ante la presencia de sintomatología asociada a estos eventos.

El mandatario pudo constatar que se ha reducido notoriamente el hacinamiento de pacientes en pasillos del servicio de urgencias y que se está brindado servicios de calidad a los usuarios, como resultado de las medidas que se han implementado por las directivas y en trabajo conjunto con la Administración Casanare Con Paso Firme.